Las Regatas de San Sebastián 2018

Las regatas de San Sebastián se celebran los dos primeros domingos de septiembre desde 1879, formando parte de las fiestas tradicionales de la ciudad. En este evento, embarcaciones que proceden de toda la cornisa cantábrica compiten entre sí para ganar la competición de remo más importante de la temporada. La regata clasificatoria de la edición de este año tendrá lugar el día 30 de agosto, mientras que la competición en sí se desarrollará durante los domingos 2 y 9 de septiembre. En la entrada de hoy vamos a hablar un poco del origen de las regatas y os mostraremos algunos datos muy interesantes.

Las Regatas de San Sebastián: una tradición pesquera

Las regatas tienen su origen en la propia forma de vida de los marineros que pescaban en mar abierto. Debido a lo duro del trabajo, era necesario que las embarcaciones contasen con personas lo suficientemente fuertes como para mantener la boga durante horas. Y una vez llegado a los caladeros, recoger rápidamente la pesca y regresar a los puertos en el menor tiempo posible para vender la mercancía.

La trainera típica utilizada para pescar sardinas y anchoas tenía una tripulación de una docena de hombres, más un patrón que era el encargado de fijar el rumbo. Su línea era esbelta, con doce metros de eslora y se caracterizaba por ser muy rápida, diseño que se ha mantenido sin cambios hasta la actualidad.

Pese a que la llegada del motor hizo innecesario contar con la fuerza física, este evento siempre ha estado ligado al mundo de la pesca. Al principio fueron los trabajadores del sector quienes formaban las mejores tripulaciones, aunque con el paso del tiempo y la profesionalización del remo hoy en día podemos encontrar participantes de todo tipo. Sin embargo, todos los principales clubes arrastran a sus espaldas una amplia tradición marinera.

Como hemos mencionado anteriormente, la primera edición de las Regatas de San Sebastián tuvo lugar en 1879, poniendo un broche de oro a los distintos festejos veraniegos que tenían lugar en la ciudad. En aquella ocasión se enfrentaron traineras de pesca que ya poseían una enorme rivalidad entre ellas, por lo que vieron una ocasión perfecta para demostrar quién era el mejor, apostando incluso su dinero.

La afluencia masiva de público que acudió a presenciar las fragatas, cuyo ganador en esta primera edición fue la trainera Lequeitiarra, hizo que el Ayuntamiento decidiera a incluirlas en los años posteriores. Y así ha seguido ininterrumpidamente hasta nuestros días, con excepción de algunos años a principios del siglo XX y la época de la guerra civil.

Disfruta de las regatas con Caravanserai Café

Para disfrutar al máximo las regatas será necesario reponer fuerzas. Caravanserai Café está situado en pleno centro de Donostia y ofrecemos a nuestros clientes la mejor oferta gastronómica tradicional vasca combinada con platos inspirados en la cocina internacional. Y todo ello regados con los mejores vinos y cervezas, en un ambiente tranquilo y acogedor que te permitirá cargar las pilas y disfrutar de los pequeños placeres de la vida. ¡Te esperamos!